Natalia Koreshkova, Intrincados Óleos Pasionales

Natalia Koreshkova, Intrincados Óleos Pasionales


Natalia Koreshkova es una artista nacida en Rusia en el año 1975, cuando era niña su creatividad se sintió alentada por su padre, que era un artista y diseñador de moda. "Desde muy temprana edad, he creado murales y collages, he dibujado o pintado sobre cualquier superficie que pudiera encontrar. Muchos niños tienen sus propios mundos de fantasía, pero fui capaz de hacer que el mio cobre vida a través del arte. La pluma, el lápiz, el pincel, han sido siempre una parte de mí, una extensión de mí misma. Mis manos nunca están quietas, siempre trabajando, incluso mientras hago otras cosas, es como una energía que se escapa a través de mis dedos, dando vida a las ideas en mi cabeza" dice la artista. Desde 1985 a 1989 Koreshkova toma una formación clásica en la Escuela de Arte en Kursk y más tarde en Kiev, para aprender sobre la historia del arte y las técnicas básicas del arte, como la naturaleza muerta y el paisaje. Su formación trajo una sólida base a su creatividad, dando forma y dirección a su energía artística. 




Después de terminar su educación formal, Natalia se traslada a Munich, Alemania, donde estudia moda y confección, aportando su talento al mundo del diseño de moda. Paralelamente a sus estudios, volvió a expresar su propia creatividad y comenzó a trabajar con ilustraciones. Fue comisionada para pintar retratos y obras especializadas en viviendas particulares y en lugares de trabajo. Este sería el comienzo de su carrera artística, donde comenzó a desarrollar un estilo figurativo, utilizando interpretaciones surrealistas con personajes fantásticos, tanto humanos como animales. Siguió trabajando en sus propias pinturas y dibujos y en esta época empezó a desarrollar un estilo específico aún surrealista y figurativo, pero con elementos románticos y místicos. 



Se había vuelto más gráfica e ilustrativa, trabajó en el papel, con líneas de tinta. Natalia se mudó a la isla de Cerdeña, donde trabajó con otro artista, decorando villas privadas. También fue su momento para explorar nuevos medios y técnicas dentro de su propio arte y dio sus primeros pasos desde lo figurativo al arte abstracto, sintiendo que era una forma más intuitiva de expresión. Empezó a utilizar arena y acrílico sobre lienzo para crear sus efectos, junto con colores fuertes y formas surrealistas, la inyección de movimiento, la energía y la influencia de la naturaleza pura en su trabajo. Durante los años 2005 y 2007 realizo muchos viajes y fue influenciada por muchos otros artistas. Su estilo siguió evolucionando, pasando con más fuerza hacia el abstracto. Ella quedó impresionada por una amplia gama de técnicas artísticas, en particular los de soplador de vidrio de Dale Chihuly, el fotógrafo de la naturaleza Peter Lik y artistas como Vladimir Kush o Boussignac Patrick


Desde el año 2006 ha estado en permanente colaboración con diseñadores de interiores y arquitectos, para proyectos de grandes casinos en el este de Europa, y su trabajo, que es sobre todo una selección de trípticos, se muestra en las salas VIP de los casinos y los mejores hoteles, incluyendo el Hilton, el Radisson y el Carlton. Koreshkova empezó este tipo de trabajos en el 2006 para el Casino Olympic Grup en Riga y desde entonces ha realizado proyectos similares en Varsovia y Bratislava. Para estos trabajos ha utilizado telas de amplias y las pinturas son composiciones abstractas, decorativas, utilizando colores vivos. Su trabajo está permanentemente en exhibición como parte del diseño interior de los casinos. En el 2007 se traslada a Marbella e inicia una nueva fase en su desarrollo artístico, con menos detalles, grandes lienzos, más soltura y una combinación de diferentes materiales. Fue un año muy productivo y su arte parecía no tener límites, que es exactamente cómo lo deseaba. En ese momento ella dijo: "A menudo me siento que no hay suficiente espacio para una idea. Necesito la libertad de difundir, para permitir a un cuadro ir a donde quiere" Sus pinturas durante este periodo son una construcción compleja de formas y colores y tienen una profundidad que se ve mejor con una mente abierta y un ojo que está dispuesto a ver varias capas de significado potencial oculto en su interior.


Durante el año 2008, Koreshkova siguió trabajando en su propio estilo artístico y recibiendo comisiones por sus obras de arte creativo de parte de empresas y particulares. Ella ha estado experimentando con el uso de menos colores y más líneas gráficas. Ya en el 2009, logra completar dos pinturas para el nuevo casino Bora-Bora, en Bucarest, Rumania, inaugurado  en el mismo año. En el 2010 Koreshkova se mudó al norte de Italia donde nació su hijo. Acaba de terminar la pintura Desert Rose, dedicada a la ciudad de Las Vegas. Y comenta sobre su futuro "En los últimos 25 años, he estado constantemente experimentando, empujando los límites y aprender acerca de lo ilimitado de mi trabajo, que, por supuesto, va a continuar, ¿cómo no? Mi arte es mi vida, la esencia de lo que soy, no es algo que puede ser contenido, tengo que ser capaz de expresarlo. He aprendido la importancia de escuchar a mi alma, lo que dicen mis instintos para guiar mi trabajo adonde quiera ir. Tengo la suerte de tener gente a mi alrededor que me permite hacer eso, que creen en mí y en mi trabajo (que son los que me animan a asumir nuevos retos, para buscar nuevas fronteras). Cuando alguien observa uno de mis cuadros y se conecta con ellos a su manera, cuando tocan una profunda emoción dentro de ellos, eso es lo que me lleva la mayor satisfacción y alegría como artista..." Si estás interesado en conocer con más detalles la obra de esta artista, vista su Web o Facebook Page

0 comentarios :