El Cisne que Cautiva a Inglaterra

El Cisne que Cautiva a Inglaterra



Este cisne autómata musical es muy querido por lo ingleses y en el último siglo se ha convertido en el icono del Museo Bowes. Las fechas de creación del Cisne de Plata datan de 1773 y fue registrado por primera vez, en 1774, como una gran atracción en el Museo de Mecánica de James Cox, un showman de londinense y distribuidor de dicho invento. El mecanismo interno es ideado por John Joseph Merlin, un famoso inventor de la época. Fue una de las muchas compras que el Bowes Museum le ha hecho al joyero parisino M. Briquet, cuando John Bowers se lo compró por £ 200. El cisne es de tamaño natural y es controlado por tres mecanismos de relojería por separados. Se basa en una secuencia de hechos, de varillas de vidrio tensado, intercalados con los peces de plata. Cuando el mecanismo de tensión se activa, las varillas de vidrio rotan, la música comienza, y el cisne tuerce su cabeza hacia la izquierda y derecha pareciendo acicalarse la espalda. A continuación, aparece ante su vista un pez en el agua, se inclina para tomarlo, que posteriormente traga cuando la música se detiene volviendo a su posición vertical.


El novelista estadounidense Mark Twain vio el Cisne de Plata en la Exposición de París en 1867 y lo describió en su libro Innocents Abroad: "Vi el Cisne de Plata, que tenía una vívida gracia en sus movimientos y una vívida inteligencia en sus ojos, lo vi nadar sobre la forma más cómoda y despreocupadamente, ya que había nacido en un pantano en vez de una joyería - lo vi tomar un pez de plata debajo del agua y mantener la cabeza erguida y seguir todo el procedimiento habitual y elaborado de la deglución...


La esposa de John, Joséphine Bowers, cuyo padre era un relojero, parece haber tenido una afición por los autómatas. Mientras que el Cisne de Plata es el más conocido, en el museo se encontraban una serie de otros objetos, incluyendo juguetes mecánicos, cajas de música y relojes con movimientos autómatas, actualmente, todos siguen bajo la custodia del Bowes Museum.

El Bowes Museum

0 comentarios :