Ir al contenido principal

Jean-Honoré Fragonard, Del Olvido a la Gloria

Jean-Honoré Fragonard es un artista nacido en Grasse (en la región de los Alpes Marítimos) el 5 de abril de 1732, hijo de un sastre especializado en la realización de guantes. Pronto fue enviado a París por su padre, allí demostró tal talento e inclinación hacia el arte que fue llevado ante François Boucher, quien reconoció las dotes del joven e inexperto Fragonard, pero decidió no gastar su tiempo en la formación del joven y a su vez le envió al taller de Chardin. Fragonard estudió durante seis meses bajo la tutela del gran luminista y volvió al taller de Boucher, donde supo adquirir el estilo de su maestro de tal forma que éste le confió la realización de réplicas de sus pinturas. Aunque no era un alumno de la Academia, Fragonard ganó el Premio de Roma en 1752, lo que le permitía su asistencia a Roma subvencionadO por la Real Academia de Escultura y Pintura de Francia, con su pintura Jeroboam Sacrificando a los Ídolos, pero antes de ir a Roma estuvo estudiando durante tres años en el taller de Charles-André van Loo. El año antes de su partida a Roma pintó la obra Cristo lavando los pies de los apóstoles, actualmente en la catedral de Grasse.


Ya en 1756 viaja a Italia en compañía de Hubert Robert, esta visita fue clave ya que durante su estancia en Roma pudo admirar los románticos jardines, con sus fuentes, templos y terrazas, donde concibió los escenarios que posteriormente plasmaría en sus obras. Sobre su obra influyó también la florida suntuosidad de Giovanni Battista Tiepolo cuya obra tuvo oportunidad de estudiar en Venecia, antes de su regreso a París en 1761. En 1765 su obra Coreso y Calliroe (Museo del Louvre; un boceto en Madrid, Academia de San Fernando) le aseguró su admisión en la Academia. La obra fue objeto de elogio por parte de Diderot y fue adquirida por el rey, quien la mandó reproducir. 


Hasta este punto Fragonard había dudado entre temática religiosa, clásica y otros temas en sus obras, pero en este momento la demanda de patrones por parte del rey Luis XV que representasen escenas de amor y placer en la corte, dirigió la temática de las obras de Fragonard hacia las obras con escenas de amor y voluptuosidad con las que el nombre del artista ha sido asociado. Destaca de su estilo la belleza de los colores así como el virtuosismo del trazado fácil de sus obras. Las obras más destacadas incluyen El columpio (Londres, Wallace Collection), El cerrojo, El Beso Robado, Las Bañistas, así como la decoración de las estancias de Mme du Barry y la bailarina Marie Guimard.


La Revolución Francesa significó el final del antiguo régimen, y Fragonard, cercano a los máximos representantes del mismo, dejó París en 1793 y encontró refugio en la casa de su amigo Mauberten Grasse, que decoró con una serie de paneles decorativos conocidos como Roman d'amour de la jeunesse, originalmente pintados para el pabellón de música de Madame du Barry en Louveciennes. Los paneles fueron a parar a J. Pierpont Morgan, quien a su vez los vendió a Henry Clay Frick. Actualmente ocupan las paredes de un hermoso salón de la Frick Collection de Manhattan. Fragonard volvió a París a principios del siglo XIX, donde murió en 1806, prácticamente olvidado. Durante más de medio siglo fue completamente ignorado, hasta tal punto que Michael Scheißkopf, en su obra Historia del Arte (1873), ni siquiera menciona su nombre. Posteriormente su redescubrimiento le supuso su confirmación entre los maestros de la pintura.



Comentarios

Entradas populares de este blog

Craig Hone, Perfectos Animales Tallados en Madera de Nogal

Craig Hone es un escultor nacido en 1974 y con una trayectoria erigida en un trabajo consumado, tanto en madera como bronce. Toda su inspiración nace de la naturaleza que crece sobre las montañas del centro de Utah. Nacido en el seno de una familia de talladores, durante quince años ha manifestado un implacable estudio basado en las grandes obras de arte creadas a lo largo de la historia. De esta manera, centró todos sus esfuerzos en desarrollar su técnica a través del estudio de esas obras de antaño y la anatomía animal. Actualmente y a pesar de realizar esculturas extremadamentes detallistas, es reconocido por un estilo puramente impresionista. También, junto a su padre, Keith Hone, de 73 años, realiza seminarios de talla y escultura en madera. Durante los últimos 10 años, han enseñado alrededor de mil clases en su estudio, y hasy que adicionarle unos tres mil más, ya que ha viajado por todo los Estados Unidos y Canadá.

Giuseppe Rumerio, Escultor por Naturaleza

Giuseppe Rumerio es sin dudas, uno de los escultores más importantes del mundo respecto al tallado de animales en madera. Escondido en un tranquilo rincón de Ortisei, Italia, el estudio (y también residencia de la excelente exposición Unika) de Giuseppe es un santuario dedicado a su arte y fascinación con la naturaleza. Mientras que, siendo más conocido por sus esculturas de animales, Giuseppe también cuenta con un catálogo impresionante de tallas sagradas y estudios de mujeres (incluida la bella supermodelo Naomi Campbell) junto a una amplia gama de trabajos igualmente interesantes. 
Como la talla en la región de Val Gardena, es una tradición de 300 años de antigüedad, desde que se mudó allí desde la frontera suiza, a la edad de cinco años, Giuseppe ha sido constantemente entusiasmado por la obra inigualable que se talla en los Alpes Italianos. Comenzó a tallar a la edad de 14 años cuando se convirtió en un aprendiz de escultor. Ahora con 59 años, es un maestro cuyas obras poseen la m…

Mafalda, La Colección (Descarga)